PROFECÍA DE JUAN XXIII Y LOS SOBREVIVIENTES NAZIS

Juicio de Nuremberg, Alemania (1945-1946)
Por Percy Taira

Como saben los seguidores de este blog, en las últimas semanas he estado publicando algunas profecías del Papa Juan XXIII que datan de 1935 y que fueron publicadas en el libro Las Profecías del Papa Juan XXIII escrito en 1977 por el periodista italiano, Pier Carpi.

Hasta el momento hemos hablado sobre las profecías de Angelo Roncalli relacionadas con la elección del PapaBenedicto XVI, el atentado de John F. Kennedy y el de su hermano, y por último sobre el contacto Ovni o extraterrestre que estaríamos próximos, según Juan XXIII, a vivir.

Pues bien, hoy quiero compartir con ustedes extractos de varias profecías de este Papa en la que hace referencia a la posibilidad de que algunos seguidores nazis de Aldolfo Hitler, quizá los más asesinos y los más ideologizados, estarían aún vivos y serían ellos los que están detrás de todas las guerras y conflictos bélicos que han ocurrido luego de la Segunda Guerra Mundial y de los conflictos que vendrán en los siguientes años.

Estas son las profecías recopiladas.

Los de Nuremberg en la II Guerra Mundial

Refiriéndose a la etapa de la Segunda Guerra Mundial, Juan XXIII dice lo siguiente:

“…Y los hijos de Israel conocen la aflicción allí donde llegan las botas y los clavos. Ovejas para el dolor y la muerte impalpable. Los matarifes saben, y mentirán en Nuremberg.

Buscad siempre a los matarifes, aun cuando les creáis muertos. Buscadles dondequiera conviva el poder con el terror. Buscadles en las casas de quienes se enriquecieron con la guerra.

No para vengaros, sino para impedir que ellos y sus hijos vuelvan a invadir el mundo con su simulacro de palabra y de caudillo…”

La primera vez que leí este texto quedé sorprendido. Ya había quedado impactado con la claridad de anteriores predicciones hechas por Juan XXIII sin embargo, esta me impactó. Si tenemos en cuenta que la profecía fue escrita en 1935, es increíble notar cómo Roncalli sabía, no sólo que se iba a realizar algo importante en la ciudad de Nuremberg en 1945, sino que esto sería una especie de juicio, pues esto se desprende de la palabra “mentirán en Nuremberg”, es decir, que no dirán la verdad públicamente.

Pues bien, esta es la primera advertencia que hace Juan XXIII sobre los que llama “matarifes” de Nuremberg, y nos da una clara advertencia al respecto, la de ir a buscarlos aunque se les crea muertos, buscarlos en donde convivan el poder y el terror, buscarlos, y esto es lo interesante del asunto: “en las casas de quienes se enriquecieron con la guerra”. Que serían de aquellas personas, empresarios, vigentes el día de hoy que se enriquecieron durante la Segunda Guerra Mundial apoyando al régimen nazi (ejemplos hay muchos) o tal vez, de aquellos simples millonarios que aún simpatizan con este régimen racista.

Pero esto no es todo, en otra profecía en la que también se nos habla sobre el fin de la Segunda Guerra Mundial y la muerte de Hitler, Juan XXIII dice lo siguiente:

“… El hijo de la Bestia ha sobrevivido a tres atentados. No al cuarto. Pero le llega su fin. Encerrado en su cubil, abrazado a la mujer de otro. Sobre su muerte, misterio. Mas, atención al último que salió de la madriguera. Será difícil acabar con él y prepara nuevos infortunios para el mundo. Él conoce el verdadero rostro de la Bestia”.

Realmente son  impresionantes los aciertos y la claridad con que Juan XXIII explica este momento que para nosotros, es historia, y para él fue videncia. En esta oportunidad no solo nos habla claramente sobre el “misterio” que encierra hasta nuestros días la muerte de Hitler (oficialmente se dice que Hitler primero se suicidó y luego su cuerpo fue quemado por sus oficiales, sin embargo, al hallar el cuerpo quemado, los aliados no pudieron ni han podido al día de hoy, saber con certeza si ese fue el cuerpo de Hitler), sino también sobre otro misterio más, al parecer, alguien más, uno del círculo cercano del dictador, habría logrado escapar vivo de aquel  búnker, y se nos advierte que “será difícil acabar con él y que prepara nuevos infortunios para el mundo”. Y concluye con una frase mucho más enigmática, nos dice que “Él conoce el verdadero rostro de la Bestia”. En las profecías Hitler es considerado como el hijo de la Bestia, en este caso, la Bestia sería el Anticristo en sí, según Juan XXIII.

Los de Nuremberg en la post guerra

Ahora bien, en una profecía en la que se refiere a la etapa de la post guerra, incluso haciendo referencia a la construcción del muro de Berlín, Juan XXIII dice lo siguiente:

“…Injusto Nuremberg. Los asesinos están ausentes. Algunos de ellos ocupan sillones de juez.

Esta sombra se extiende hasta muy lejos”.

Acá comienza a dar una acusación muy grave, pues según Juan XXIII alguno de los jueces que estuvieron en Nuremberg, o quizá algunos de los jueces que en todo el mundo liberaron a nazis, lo habrían hecho porque ellos también lo fueron y participaron de alguna manera en la maquinaria política del nazismo. Y  para enfatizar esto nos dice que la “sombra se extiende hasta muy lejos”, que personalmente lo interpreto como que estos casos se dieron en todo el mundo.

Y continúan las profecías, esta vez con tintes más acusatorios. Juan XXIII, en una profecía en la que se refiere a los tiempos modernos pues se refiere en ella a la llegada del hombre a la Luna y a una quizá actual o futura posición de Israel en el mundo, Angelo Roncalli dice lo siguiente:

“… (Israel) alguien os empuja al combate sin salir de su escondrijo. Aquí se decide el destino del mundo.

Y en el palacio donde se abrazan los estados vive el fugitivo de la madriguera. De este palacio brota el odio hacia Israel. Será señal de ruina.”

Para Pier Carpi, el “palacio” que se hace mención en la profecía, sería nada menos que el local de la Organización de las Naciones Unidas, es decir, la ONU, pues es allí donde efectivamente “se abrazan los estados”, y yo concuerdo con Carpi. Ahora bien, la profecía señala que es aquí en donde “vive el fugitivo de la madriguera”, recordando la profecía anterior de aquel personaje que sobrevivió al ataque del búnker de Hitler. La profecía puede entenderse como que trabaja allí, pero esa persona debe ser sumamente importante pues “vive” allí. La profecía señala que desde su posición azuzará el odio contra Israel.

Los de Nuremberg en el futuro

Pero la presencia de los que lograron escapar de Nuremberg continúa, y al parecer, seguirán presentes en nuestro futuro. En las profecías aún no cumplidas y que nos habla sobre dos posibles atentados que podría provocar una guerra final, Juan XXIII dice lo siguiente:

“Un gran relámpago en Oriente. No oiréis el trueno; todo será inesperado.

Esto sucederá cuando muera un caudillo en Oriente y maten a un caudillo en Occidente. Al sur de Lutero.

Rechazad a los asesinos que se presenten y rechazad a los asesinos que os sean presentados. Los asesinos están en Europa. Quieren el Mediterráneo. Después habrá el crimen sin asesinos.

El tiempo ha incubado una mente turbia a la sombra de la cruz roja y negra ignorada de todos, hija de los que estuvieron ausentes de Nuremberg.

Ha tramado un crimen alrededor  de sí misma.”

Al parecer este asesinato de dos hombres importantes uno de Oriente (también podría ser de Medio Oriente) morirá y también uno de Occidente, probablemente en Sudamérica (al sur de los Estados Unidos). La profecía dice que se culpará a unas personas pero que estas no son los verdaderos responsables, los asesinos estarán en Europa, seguidores de una “mente turbia” creada por los que estuvieron ausentes en Nuremberg.

Pero Juan XXIII también nos indica cuándo terminará el poder de estos hombres y cuándo por fin se habrá hecho justicia. En una profecía vinculada a una revuelta popular o social a producirse en Sudamérica contra los Estados Unidos. La profecía dice lo siguiente:

“Desde el sur, contra Lutero y los herederos de Nuremberg, los que faltaron, los que ocupaban el sitial de los jueces.

La que fue colonia esclava del tributo de la sal impone su autoridad popular. Y llegará un santo a la ciudad blanca para decir en voz alta palabras de verdad.

Tras él, a pecho descubierto, los humildes, que traerán la justicia a la tierra de Lutero, ayer desgarrada. Las tierras del oeste que se habían rebelado lucharon y vieron a sus hombres encerrados en el cemento, entre las palmas. Lutero tenía dos jefes enfrentados y divididos. Allende el riachuelo, la autoridad del pueblo y la orden de rendirse al mundo marginado que hoy, cuando han muerto las armas, posee el poder de la palabra.

Lutero conocerá luchas y abrazos y, más tarde, una sola palabra, la más alta, la ya pronunciada. Y al pie de la estatua de la primera santa será firmada la carta del amor. En los lagos espera el que odia; quiere matar y no se atreve.

Sólo hoy termina Nuremberg.”

Al parecer, cuando se produzca esta rebelión de Sudamérica contra los Estados se pondrá fin al poder de los que escaparon de Nuremberg y por fin se habrá hecho justicia, por lo menos, con esta parte de la historia de la humanidad.

2 comentarios:

ssss dijo...

ES EL NEVO PAPA FEANSISCO I EL DE LA ULTIMA PPROECIA , ES EL!! Desde el sur contra Lutero... EL FUTRO DE LOS DE NURENBERG

Anónimo dijo...

los de nuremberg se refiere al tribunal formado por la sinarquia sionista,la cual se enriqueció con la guerra,con ambos frentes y con las patentes e inventos nazis q robo.
Francisco es un sionista como lo fue el judío loloya.