EL ORIGEN PAGANO DEL NOMBRE DE EL VATICANO



El nombre del Vaticano (la sede del catolicismo) tiene su origen no en la Biblia, ni si quiera en las culturas romanas o griegas de la antigüedad, sino, en la cultura etrusca y está relacionada con una diosa pagana. En la ladera del monte en donde tiempo después nacería Roma, los etruscos tenían un cementerio, este cementerio era protegido y cuidado por la diosa Vatika. Ya con el tiempo, los romanos conocieron que allí crecía una hierba que provocaba fuertes alucinaciones, por antonomasia, llamaron a la planta Vatika, de allí la palabra latina de Vaticinium o Vaticinatio, que los romanos tradujeron como Visión profética (por las alucinaciones). Fue de este cambio que el Vaticano tomó la palabra. Vaticano actualmente significa algo así como Vaticinio o Profecía, que igual es oscuro. En resumen, el origen del nombre de la Ciudad de Dios, debe su nombre a una diosa pagana, a una cuidadora y protectora del mundo de los muertos.

Los invito a adquirir mi novela de fantasía: "La dama roja: Relatos del Imperio de Qudor" en Amazon.