TERCER SECRETO DE FÁTIMA PUEDE REFERIRSE A FUTUROS ATENTADOS CONTRA UN NUEVO PAPA, SEGÚN JOSEPH RATZINGER

En una entrevista realizada en el año 2003 al cardenal Joseph Ratzinger (que luego sería el Papa Benedicto XVI), este no descartó que el Tercer Secreto de Fátima, no se refiera tanto al atentado que sufrió el Papa Juan Pablo II, tal como fue en un prinicpio la versión oficial del Vaticano, sino, a eventos futuros y a la posibilidad de que la visión, se refiera al asesinato de un nuevo Pontífice. 

En la entrevista, el periodista le pregunta sobre su trabajo como Prefecto para la Doctrina de la Fe, y sobre la interpretación del Tercer Secreto de Fátima, (aquel que hablaba de un Pontífice muerto) y si consideraba que en verdad, se refería al atentado sufrido por Juan Pablo II o a un evento futuro y a la muerte de un futuro Papa.

Ratzinger responde lo siguiente:

"Está claro que nos e puede excluir esto. Por lo general, las visiones privadas, se limitan a las generaciones fuguras, incluso Sor Lucía durante un tiempo estuvo convencida de que en su presente generación esto se vería cumplido, por lo tanto, el contenido inmediato de la visión es este, yo diría, y se expresa en una visión en un lenguaje apocalíptico. Es evidente en todas las visiones que no contamos con un leguaje histórico como si fuera una noticia de televisión. Tenemos una visión de futuro, el lenguaje es simbólico.

Debemos entenderlo como una indicación de la crisis de la iglesia en la segunda mitad del siglo pasado y en nuestro tiempo, pero aún con el inmediato sentido de esta profecía, esta visión está siempre vinculada a las siguientes generaciones.

El mensaje conserva sentido para tiempos futuros. No lo podemos excluir. Incluso diría que tendremos crisis similares en la iglesia y también quizá, ataques similares a un Papa".


Datos interesantes que se pueden sacar de esta entrevista es, primero,  que Joseph Ratzinger consideraba que el Tercer Secreto de Fátima, no necesariamente se había cumplido con el intento de asesinato de Juan Pablo II. Dos, que quizá por esta visión del futuro de la profecía, ya preveía en el 2003, que la Iglesia sufriría de grandes crisis; y por último, que estas crisis, terminarían o dejarían abierta la posibilidad de "similares ataques" a los que sufrió Juan Pablo II, con un nuevo Pontífice.

Esta es la entrevista.


No hay comentarios: