COLABORACIÓN: SÍNTOMAS DEL DESPERTAR



Por Guadalupe M.B.A

Esto me lo enviaron por E-mail.

1. Dolores y malestares físicos, especialmente en el cuello, los hombros y la espalda. Estos son resultado de cambios intensos en tu nivel de ADN al despertar lo divino en tu interior.

2. Sentimientos de profunda tristeza interior sin razón aparente. Estás liberando tu pasado (ésta y otras vidas) y esto causa un sentimiento de tristeza. Es similar a la experiencia de cambiarse de una casa en la que has vivido muchos, muchos años a una nueva. Por mucho que quieras cambiarte a la nueva casa, hay una tristeza de dejar atrás los recuerdos, la energía y las experiencias de la vieja.

3. Llorar sin razón alguna. Similar al #2 arriba. Es bueno y sano dejar que corran las lágrimas. Ayuda a liberar la vieja energía interior.

4. Cambios repentinos de trabajo o profesión. Este es un síntoma muy común. Al cambiar, las cosas que te rodean cambian también. Si esto te está pasando, no te preocupes por ahora por encontrar el trabajo o la profesión “perfectos”.

Estás en medio de una transición y es posible que hagas varios cambios de trabajo antes de establecerte en uno que se ajuste a tu pasión.

5. Apartarse de las relaciones familiares. Estás conectado a tu familia biológica vía el viejo karma. Al conectarte con lo divino,te sales del ciclo kármatico y los lazos de las viejas relaciones se liberan. Pudiera parecer como si estuvieras separándote de tu familia y amigos. No te preocupes. Después de un tiempo, puedes establecer una nueva relación con ellos si es apropiado.

Sin embargo, la relación será sin las ataduras karmáticas.

6. Patrones de sueños desacostumbrados. Es probable que te despiertes muchas noches entre las 2:00 y las 4:00 de la mañana.

Hay mucho trabajo en marcha en tu interior y con frecuencia esto hace que te despiertes a “tomar un respiro”. No te preocupes.

Si no puedes volver a dormirte, levántate y haz algo en vez de quedarte en la cama preocupándote de tu vida.

7. Sueños intensos. Estos pudieran incluir sueños relacionados con guerras y batallas, persecuciones y monstruos.

Literalmente estás liberando la vieja energía interior del pasado y estas energías a menudo están simbolizadas por guerras, huidas y “cocos”.

8. Incremento de la “auto conversación”. Con mayor frecuencia te vas a encontrar hablando contigo mismo. De pronto te das cuenta que llevas media hora de conversación contigo mismo. Se está dando un nuevo nivel de comunicación dentro de tu ser y estás experimentando la punta del iceberg con la “auto conversación”. Las charlas se incrementarán y serán más fluidas, más coherentes y más intuitivas. No te estás volviendo loco, simplemente estás trasladándote a la nueva energía.

9. Sentimientos de soledad, incluso en compañía de otros. Puedes sentirte solo y aislado de los demás. Puedes sentir el deseo de “huir” de grupos y multitudes. Como un humano Despierto, estás recorriendo un camino sagrado y solitario. Por mucho que los sentimientos de soledad te causen ansiedad, es difícil relacionarse con los demás en este momento. Esto se debe a que estás aprendiendo la manera de llenar este vacío interior con el amor y la energía de tu propia conciencia divina.

10. Pérdida de la pasión. Puedes sentirte totalmente desapasionado, con escaso o ningún deseo de hacer nada. Está bien, simplemente es parte del proceso. Tómate este tiempo para el “NO-hacer”. No luches contigo mismo por ello, porque también pasará. Es similar a volver a arrancar una computadora. Necesitas apagarla un momento para que pueda cargar ese nuevo y sofisticado programa o, en este caso, la nueva conciencia divina.

11. Un profundo anhelo de ir a Casa. Tal vez sea ésta la más difícil y desafiante de todas las condiciones. Puedes experimentar un profundo y abrumador deseo de abandonar el planeta y regresar a Casa. No es éste un sentimiento “suicida”. No se basa en la cólera o la frustración. No le des excesiva importancia ni hagas un drama, para ti o para los demás. Hay una parte de ti que quiere ir a Casa porque has completado tus ciclos karmáticos. Ya cumpliste el contrato de esta vida. Estás listo para iniciar una nueva vida, mientras estás todavía en tu cuerpo físico. Durante este proceso de transición, tienes reminiscencias interiores de lomaravilloso que fue cuando estuviste del otro lado. Sin embargo, aquellos de nosotros que estamos Despertando en este momento estamos siendo llamados por nuestra alma a ascender a un nuevo nivel de conciencia divina sin dejar nuestro cuerpo.

Puede que no estés experimentando todos estos síntomas, pero si estás experimentando cualquiera de ellos en modo alguno, puedo entender plenamente que puede ser bien difícil estar pasándolos sin comprender por qué. La belleza de tener claridad es que ahora sabes que no te estás volviendo loco después de todo. También, ten en mente que NINGUNO de estos síntomas es permanente. Todos eventualmente pasarán puesto que tu conexión con tu alma se expande conscientemente.

No hay comentarios: