HOAX PERÚ: EL EDIFICIO DEL "CHOCLO COLÓN" DE LA PLAZA SAN MARTÍN


En el 2010 en un suplemento del diario El Comercio, llamado Urbania, en la que se ofertan distintos inmuebles o se dan a conocer distintos proyectos inmobiliarios apareció un aviso que prendió la alerta de muchos ciudadanos. Se trataba del anuncio de un proyecto inmobiliario llamado "Los Palcos del Descubridor", una construcción que ocuparía una amplia zona en el corazón mismo del Centro Histórico de Lima, en el lugar que hoy ocupa el tradicional Teatro Colón, frente a la Plaza San Martín. 

El hoax se publicitó en medios escritos y en las redes sociales

Como era obvio, de inmediato surgieron una serie de detractores a este megaproyecto inmobiliario, las críticas no solo fueron por el lugar en donde iba a ser construido sino por la forma y diseño del edificio en sí, y se hizo muy popular el sobrenombre de "Choclo Colón". Choclo es la mazorca, elote o el maíz.



La indignación de la gente se dio a conocer en Facebook, lanzando grupos como No al choclo Colón o tuiteros lanzaron hashtag similares.

Solo un hoax


Sin embargo, al final se supo que esto no era más que un viral lanzado por el artista José Aburto y Sebastián Burga, como parte de un proyecto artístico y de crítica a los proyectos inmobiliarios de Lima y de conciencia social para la valoración de las obras del Centro de Lima.



En la página web behance.net se puede encontrar las fotografías de este proyecto, y el testimonio de Sebastián Burga que comenta sobre el propósito de este viral.

Dice lo siguiente:

"Se trata de una crítica sarcástica al abuso de las constructoras locales y a la desaforada demolición de edificios antiguos con valor histórico. Los Palcos del Descubridor, a.k.a. "El Choclo Colón", era un proyecto que buscaba despertar el espíritu crítico del público creando una polémica sobre la demolición del actual teatro Colón, uno de los edificios más antiguos y representativos del centro histórico de Lima. Se trataba de una campaña fake que anunciaba la construcción de un edificio temible de 20 pisos que amenazaba con destruir la armonía arquitectónica de la Plaza San Martín. La intervención incluía un módulo publicitario, una recepcionista, banners informativos, volantes y publicidad en los periódicos. Así como el objetivo era brindar una propuesta descabellada con un alto nivel de credibilidad, las características del diseño y las características de los departamentos bordeaban los límites de lo ridículo. Para colmo, el diseño sugería la forma de un choclo, para más tarde, poder inducir el apelativo de “El Choclo Colón” y poner una página de protesta en las redes llamada “No al Choclo Colón”.

Son pocas las propuestas de virales de esta magnitud que se hayan realizado en nuestro país, así que en el fondo, resultó ser forma muy creativa para exponer un problema urbano de nuestra ciudad capital.

No hay comentarios:

ENCUESTA: ¿Cuál es tu tema de misterio favorito? Ovnis o fantasmas. Participa de nuestra encuesta.