Director: Percy Taira / Sub editor: Alex Albornoz / email: correoexpediente@gmail.com / Facebook: Expediente Oculto / Google+: Expediente Oculto / Twitter: @expedienteocult

¿QUIERES SER UN COLABORADOR DE EXPEDIENTE OCULTO?

Si quieres colaborar con un artículo, un comentario o una opinión en Expediente Oculto, y que sea publicada como un post. Ingresa aquí.

Traducir / Translate

lunes, 12 de enero de 2009

EL NIÑO RICARDITO DEL PRESBÍTERO MAESTRO


En el populoso barrio limeño de Barrios Altos se encuentra el Presbítero Maestro de Lima, uno de los cementerios más antiguos de América Latina, construido en 1808 por el sacerdote, arquitecto, escultor y pintor español Matías Maestro.

Pues bien, este cementerio es conocido por tener entre sus 766 mausoleos los cuerpos de diversos presidentes, héroes y afamados escritores y artistas del Perú. Entre ellos destacan los féretros de intelectuales y escritores como José Santos Chocano, Abraham Valdelomar, Ciro Alegría, Ricardo Palma o José Carlos Mariátegui, célebres héroes nacionales como Alfonso Ugarte, Miguel Grau, Andrés Avelino Cáceres y Francisco Bolognesi y de ex presidentes como el caso de Manuel Pardo y Ramón Castilla.

Sin embargo, y pese a las ilustres memorias que se guardan en cada una de las avenidas y plazuelas del cementerio, el mausoleo que cada día está ganando más adeptos, visitantes y adoraciones, es la del llamado niño Ricardito, personaje que la imaginería popular ya ha convertido en santo.

El niño Ricardito

Lo que se sabe del niño Ricardito es que su nombre completo era Ricardito Espiell Barrionuevo, y que falleció cuando tenía siete años de edad y que fue su padre, un secretario del ex mandatario Manuel Pardo, quien decidió hacerle una estatua en su honor en el pabellón de párvulos del camposanto.

Sin embargo, nadie sabe por qué o cómo fue que comenzó a surgir el mito de la santidad del niño, lo cierto es que hoy en día decenas de personas ingresan semanalmente por la puerta cuatro del cementerio para acercarse a la cripta de Ricardito, algunos para dejarle alguna carta contándole en ella sus pesares y pidiéndoles por un milagro, y otros, para dejarle diversos tipo de juguetes, como una manera de agradecimiento por los favores que supuestamente fueron concedidos.

Entre los pedidos más comunes a este Santo popular, están aquellos vinculados con la economía y el trabajo, debido a ello, Ricardito es conocido también como el Santo de los “Cachuelos” o el de los trabajos temporales.

Sea como fuere y si bien no es el primer caso en el Perú en que los ciudadanos deciden tener sus propios Santos fuera de los designios de la Iglesia Católica (tenemos el de Sarita Colonia), lo cierto es que en estos tiempos de crisis económica el niño Ricardito cada día tiene más adeptos y su fama está llegando incluso a sobrepasar los límites de la capital para ser reconocido en ciudades de nuestra sierra y selva.

1 comentario:

Fito dijo...

otro niño, hoy me pregunte quien es el tal manuel bonilla y solo encontre un apg en internet q me contaba su historia.

MANUEL BONILLA EL NIÑO HEROE DEL PERU

Manuel Bonilla nació en el callao en 1868 en un hogar de mediana capacidad economica.Soñaba con ser medico y esta idea la atesoraba con fe y entrega integra a sus estudios. Al declarar Chile la Guerra al Perú, Bonilla tenia once años y nadie entre su familiares supuso que con el conflicto llegaba también el fin de aquellos sueños.Cursaba asignaturas en el Colegio nacional de Nuestra señora de Guadalupe y cuando el agresor apareció por Lima en 1881 , pidió alistarse en las reservas, siguiendo el ejemplo de sus mayores.

Rechazado varias veces por su corta edad , insitito hasta ser admitido y así pudo concurrir a la batalla de Miraflores con el uniforme de soldado, combatiendo como un veterano , con coraje e inteligencia, hasta encontrar un sublime final.

Los reductos de Miraflores , los cuales estaban espaciados entre 600 y 1000 metros y no eran otra cosa que zanjas de siete metros de ancho por 2 de profundidad, que esperaban un demoledor ataque. Se designo al Batallón N 6 del Coronel Narciso de la Colina para defender el reducto N 3 de la chacra "La Palma" .contaba con 280 integrantes y un niño, Fernando Bonilla. EL grupo formaba a la izquierda del cuerpo del ejercito comandado por el Coronel Cáceres que reunía 3800 hombres.

Apoyado por su armada, sus cañones y fusiles modernos ,las tropas chilenas avanzaban. Cáceres se replegó sobre el reducto N3 en el momento que caía muerto el Coronel Narciso De la Colina. Entonces Manuel Fernando Bonilla recogió su arma y se lanzo sobre el adversario. Fue herido , pero continuo en acción, iracundo y audaz , hasta que la explosión de una granada lo destrozo, circunstancia que impidió el rescate de sus restos.....

Quienes sobrevivieron contaron la epopeya del soldado niño ,el hombre prematuro al calor de la defensa de nuestra integridad territorial.

...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

EXPEDIENTE OCULTO #9 - EL PAPA FRANCISCO (18/03/2013)

Estamos en Google+